• south America

    Los pros y contras del sexo en la ducha

    Los pros y contras del sexo en la ducha

    01 Feb. 2020
    Layout:

    Los pros y contras del sexo en la ducha

    Todos hemos pensado sobre esto, ¿no es cierto? Tener sexo en la ducha es como salido de una película. Sexys escenas de sexo en la ducha son definitivamente ¡memorables! Pero ¿es el sexo en la ducha tan fácil y sexy como se ve? En esta guía, hablaremos de algunos consejos antes de que entres a jugar en el agua con tu pareja.

    Enciende las cosas

    Suena tonto, ¿verdad? Todos hemos experimentado una rica ducha tibia y vigorizarnos con el aire frío que nos espera una vez que el agua deja de correr. Naturalmente cuando hay dos o más (no juzgaremos) en la ducha a la misma vez, ser golpeado por ese vapor frío en el aire nos gusta mucho más. El golpe siempre estará ahí, pero puedes dimensionarlo encendiendo el agua caliente antes. De esta manera, tu cuerpo estará levemente caliente y podrías momentáneamente estar sin agua caliente durante tu experiencia sexual.

    No uses jabón

    Hay algo que todos saben sobre el jabón, ¡que es resbaloso! Entonces naturalmente, si intentas entrar a la ducha el jabón es con lo último que quieres lidiar. Después de todo esto no es una noche de sábado de comedias cursis, resbalones y deslizamientos por todo el lugar gracias a una barra de jabón. Intentas verte sexy y enfocarte en los que estás haciendo – así es que elimina el jabón cuando vayas a disfrutar del sexo en la ducha. Un gel de ducha es excelente para estar limpio antes de una gran noche, pero definitivamente no es un sustituto para un lubricante. Ni se te ocurra pensarlo. Lo mismo para el shampoo y el acondicionador. Son un NO de nuestra parte.

    Elige un lubricante

    Hablando de eso, ¿cuál es el mejor lubricante para la ducha? Definitivamente existe el arte de elegir el lubricante correcto para este fin. Sí, incluso en la ducha podrías querer una pequeña ayuda para asegurarte que estés lo suficientemente resbaloso - ¡en el lugar correcto por supuesto! El desafío comienza cuando se escoge un lubricante. Aunque quieras usar un lubricante a base de agua o un producto a base de silicona, debido al hecho que estás en la ducha, necesitarás reponerlo más seguido que cuando estás en un ambiente seco. Después de todo, el agua no es un sustituto de lubricante, ni de la comodidad, placer y seguridad que para ti y tu pareja son lo más importante.

    No te estreses demasiado

    Tener sexo en la ducha, probablemente no será fácil o perfecto la primera vez. Si al intentarlo te das cuenta de que es gran trabajo para ti, entonces no temas moverte a otro lado. Llévalo al dormitorio (o a otra sala) y disfruten juntos en vez de forzarlo en el baño. Siempre hay otra opción para volver a intentarlo cuando te sientas más aventurero.

    Usa condon en la ducha

    Recuerda siempre practicar sexo seguro y usar condón – es un aspecto importante independiente del lugar donde lo hagas. Incluso en la ducha, donde admitimos puede ser más difícil de ponerlo, debe usarse el condón. Recuerda poner el condón antes de que el pene se humedezca para evitar que se resbale. Para el sexo en la ducha, cualquiera de nuestros condones es el indicado, sólo asegúrate de estar seguro y cómodo ¡antes de envolverte en actividades sexuales!

    Prueba estas posiciones en la ducha

    Las posiciones para sexo en la ducha son divertidas y son un reto al mismo tiempo, requieren de buen equilibrio, así es que asegúrate el doble de no sufrir deslizamientos.

    Principiante: el perrito de pie

    Después de equilibrarte, posiciona las palmas contra la pared de la ducha, échate para atrás levemente para que tu pareja pueda penetrarte desde atrás. Funciona bien porque la pared brinda seguridad, lo mismo estar contra tu pareja – perfecto para el sexo en la ducha.

    Principiante: El envoltorio

    Párate con tu espalda contra el cubículo de la ducha con tu pareja frente a ti. Levanta una pierna y envuélvela por la cintura de tu pareja – ellos pueden sostener tu pierna y poner su otra mano en tu cintura para que te sientas con más apoyo.

    Avanzado: La silla Caliente

    Si eres afortunado y tienes una banqueta dentro de la ducha, ¡toma ventaja de esto! Pídele a tu pareja que se siente y tu baja a su nivel, para que estés sobre tu pareja. Puedes hacerlo cara a cara o con más distancia entre ustedes. No intentes esto en algo menos firme como por ejemplo el borde de la tina de baño- ¡puede que no termine muy bien!

    Avanzado: Levantar y llevar

    De pie uno frente al otro, haz que tu pareja te levante y lo envuelves con tus piernas por su cintura. Tan pronto te sostenga con sus brazos por debajo de tu trasero o alrededor de tu cintura, puedes apoyar la espalda contra el cubículo y moverse juntos. Practica siempre esta posición en un lugar seco antes de intentarlo en la ducha.

    Usa nuestros consejos y no sólo tendrás una sesión de alta temperatura, si no que además no pasarás la vergüenza de tener que ir al hospital. Estos consejos para sexo en la ducha son ideales para un escape de fin de semana en un hotel con una ducha bien grande. Si te pone nervioso intentar tener sexo en la ducha y aún quieres experimentar y eres bendecido con un gran cuarto de baño, podría ser una alternativa ideal. ¡Diviértete!

    • Lo lubricantes de base oleosa pueden dañar los condones de látex.